Mi resumen de la jornada sobre Tecnologías de la SED 2023

El pasado fin de semana -viernes tarde y sábado mañana- tuvo lugar la ¡¡¡Décima!!! edición de esta jornada hiperespecializada.
Organizada por el grupo de trabajo de tecnologías de la Sociedad Española de Diabetes, supone un evento anual de referencia para recopilar, actualizar y debatir sobre las tecnologías empleadas en diabetes.

Este año (cómo no) tema estrella la monitorización continua, en todas sus variables.

Creo que, si no recuerdo mal, es la tercera vez que tengo la oportunidad de asistir.

Pratik Choudhary encendió la mecha de las jornadas con una ponencia en inglés (no debe ser muy británico porque yo le pillaba bastante el idioma 😊 ).

Entender la hipoglucemia como una complicación a largo plazo, es algo que, hasta ahora, no me había planteado. Y es que, como bien detalló, la relación hipoglucemia-incremento riesgo cardiovascular es bastante importante.

Obviamente, el reto -clínico y de cualquier paciente, en cualquier situación- es minimizar el número y la gravedad de las hipoglucemias.
Y para ello, nada mejor y más efectivo que la monitorización continua.


A continuación, el “Duo Clínic” Marga Gimenez y Daría Roca, desgranaron las posibles prescripciones de la MCG. Un tema complejo, con muchas luces y sombras…pero que, al final, se ve muy influenciado por la cantidad de dinero que el sistema (el hospital, el departamento, el área…) dedica a esta tecnología.
Si sólo tienes para poner 20….¿qué pones? ¿más sistemas híbridos a menos gente? ¿más MCG sin conexión a bomba?¿Sólo se lo pones a los que tienen peores glicadas, mientras que a los que se dejan la vida por tener adecuadas glucometrías no acceden a mejor tecnología?
De nuevo, la importancia de la equidad y de una gestión sanitaria adecuada.

Tras los cafeses vespertinos, el debate se centró en el reto que supone la dualidad preferencias de los pacientes y las necesidades, repasando las características de todos los sistemas híbridos existentes a día de hoy: Control IQ, 780g, Diabeloop, CamAps.
¿Estratificamos a los pacientes? Este es un tema muy complejo.

Para finalizar la primera jornada, Cintia González repasó la telemedicina (¿Por qué no le llamamos telesalud?) y la salud digital.
Desde 2010 y aquel ya lejano Valcronic, hemos avanzado bastante…pero el teléfono sigue siendo la herramienta tecnológica más usada.

sensor de glucosa

Ya en la 2ª jornada, sin necesidad de madrugar demasiado, creo que el debate estrella fue el protagonizado por Fernando Gómez Peralta y Eva Delgado.
Tema muy necesario, por ser de gran actualidad.
Me quedo con varias cosas:

  • No olvidemos que las personas con DM2 tambien tienen cetoacidosis (no iba por los ISGLT2) pero es importante que midan su glucosa de manera frecuente.
  • No parece discutible que los pacientes con pauta bolus basal se ven muy beneficiados de una MCG, incluso con evidencia ya bastante importante.
  • Se ven beneficiados también los cuidadores porque les rebaja una gran carga de trabajo y de responsabilidad…pero eso hay que medirlo, y ahí creo que falta más evidencia.

Marieta Martínez Brocca hizo una intervención espectacular al respecto de quien debe instaurar (prescribir) el MCG. No olvidemos que Andalucía es pionera en organizar la MCG para DM2 (además de otra muy importante mejora, que pronto verá la luz).

Un procedimiento no debe cambiar un proceso.

El MCG lo debe indicar quien conoce al paciente. En muchos casos, será la enfermera gestora de casos, en otros la enfermera del centro de salud, en otros el médico del centro de salud y en otros puede ser el cardio, el nefro o el endocrino.

Algo de una lógica tan aplastante y de tanto beneficio para el paciente (y para los propios profesionales sanitarios) que cuesta creer que no se lleve a cabo en todas las CCAA de la misma manera.
Mi realismo pesimista me indica que posiblemente no será así (intereses comerciales, políticos, competenciales, el quítate tú para ponerme yo…). Espero equivocarme.

Virginia Bellido y Pilar Santacruz pusieron la formación sobre los smartpens y Smart caps. Hay que recordar que Insulclock, timesulin o Bee+ son algunas soluciones que ya llevan muchos años en el mercado.
Las novedades las encontramos en la alianza Novonordisk y Abbott para conectar sus productos (algo nada complejo técnicamente) y en las plumas inteligentes de la marca danesa.

Tengo dudas del coste eficacia de estos productos…sin duda tienen utilidad, pero ¿dónde los situamos? ¿junto con la MCG, con un coste añadido?

Tras el café y las pastas (bueno, había unos bocadillos de ¿col? Con ¿aguacate?) nos adentramos en el proceloso mundo de los adolescentes con diabetes.
Pilar Bahillo y Marina Llobet repasaron qué hacer en un estadio de la vida donde la tecnología no se puede entender sin situarla en un momento complejo de cambios de todo tipo que nos conduce a ver las cosas como “está tot molt mal”.

está tot molt mal

Una AGP de un adolescente nos puede dar pistas de cosas que le pueden estar pasando más allá de la diabetes…

Las buenas mascletás y los castillos de fuegos artificiales acaban con un terremoto final. Esta jornada contó con María José Picón hablando del embarazo y la tecnología….
Y es que claro, como no hay excesiva evidencia (es lo que tiene tener solo 5-6 meses para hacer el estudio), no hay indicación oficial de uso…entonces qué hacemos?
Pero me quedo con la frase de:

Aunque no alcances los exigentes objetivos de control que se piden, toda aproximación cercana ya es una gran victoria y una gran mejora para el parto/nacimiento/primeras horas de vida del neonato.
6 sensores pueden evitar el ingreso de un neonato en la UCI…es un dato brutal.

Para finalizar, algunas reflexiones finales particulares:

  • Creo que sería muy positivo tener estudios realizados con población en rangos normalizados (TIR en rango, A1c por debajo de 7%, no complicaciones…). Seguro que la tecnología no muestra gran evidencia de parámetros clínicos (o sí), pero evidencia -de nuevo- grandes datos de calidad vida.
  • Sólo tener estudios con poblaciones con datos clínicos con valores altos sólo conduce a indicaciones concretas a la hora de plantearse la financiación y priorización de la MCG en contextos de gestión sanitaria.
  • Lo dijo Fernando Gómez Peralta: demos MCG a los DM2, incluso sin educación ni formación, van a sacar partido y rendimiento, van a mejorar sus cifras. Lo mismo que pasó con los DM1.
    No puedo estar más de acuerdo con él y muy contento que esto saliera en una jornada como esta.
    Por supuesto, siempre será mejor dar educación y formación. Pero no nos cerremos puertas.
  • Si me leen Jesús Moreno y Marcos Pazos, creo muy interesante hablar de la accesibilidad de los diferentes dispositivos y productos sanitarios. ¿se construyen y diseñan según las necesidades de personas con dificultades visuales, motoras o intelectuales?
  • Y un tema que hablamos Mj Picón y yo…¿alguien limpia/desinfecta la bomba de insulina?¿la limpiamos menos que el teléfono móvil?¿cambiamos antes de lanceta que limpiamos la bomba?
  • Y un tema que hablé con Jorge Bondía: la exactitud de los sistemas de infusión y la absorción de las zonas de inyección…hablamos mucho de la exactitud de los MCG, del aprendizaje de los sistemas de IA, pero al final, que la insulina actúe depende casi más de estos dos aspectos mencionados.

Larga vida a estos encuentros.
Ojalá se pueda mejorar y hacerlos accesibles a todos los socios de la SED, todos los años.

Si sigues el hashatg #tecnosed23 puedes encontrar más información, fotos, pantallazos, comentarios de la jornada…